logopanpantallaMéxico, D.F.,Miércoles, 30 de septiembre de 2015.

Liga de audio: https://www.pan.org.mx/wp-content/uploads/downloads/2015/09/1.mp3

Muy buenos días a todas y a todos, les agradecemos mucho su presencia.

El día de hoy, el Partido Acción Nacional presentará una iniciativa para una muy profunda reforma constitucional que facilite verdaderamente el acceso de los ciudadanos a cargos de elección popular, a través de candidaturas independientes.

Como ustedes saben la reforma constitucional de febrero de 2012, introdujo esta figura de candidaturas independientes para cargos tanto federales como cargos locales.

Hoy es necesario un esfuerzo adicional, para que esta opción sea mucho más creíble y sea accesible para los ciudadanos que realmente cuentan con liderazgo social. Puede y debe mejorarse el acceso a las candidaturas independientes para cargos federales. Pero hoy, y lo decimos con claridad, el verdadero problema se encuentra en las restricciones impuestas por algunas legislaciones locales.

Y esto se debe a que no existe un marco constitucional y legal que señale bases comunes, lo que está dejando amplios márgenes a los congresos locales para dificultar en algunos casos la participación de candidatos independientes.

En el Partido Acción Nacional apoyamos la ampliación de derechos, no su restricción.

Imponer requisitos excesivos a las candidaturas independientes, restringe los derechos humanos en su dimensión política. El PAN nació para abrir caminos a la participación ciudadana y seguimos pensando igual.

Fiel a su vocación fundacional, el PAN presenta el día de hoy, una iniciativa de reforma constitucional, que facilita la postulación de candidatos independientes y eleva su nivel de competitividad, tanto en cargos federales como locales, estableciendo un marco común a nivel nacional que impida restricciones arbitrarias en las legislaciones estatales.

Las principales reformas que el PAN propone se resumen en lo siguiente:

  • Se faculta al Congreso de la Unión para establecer los requisitos para las candidaturas independientes, tanto a nivel federal como local, impidiendo así normas estatales que sean restrictivas.
  • Segundo, se prevén normas generales que facilitan y amplían el acceso de candidatos independientes en los procesos tanto federales como locales.
  • Se prevén normas generales que facilitan y amplían el acceso de los candidatos independientes a los procesos de elección federales y locales.
  • Se reduce el porcentaje de firmas necesario para registrar una candidatura independiente. Para ser Presidente se reduce del 1% al 0.5%; para ser diputado federal o senador, se reduce del 2% al 0.5% del padrón electoral de la demarcación correspondiente.
  • Para el caso de cargos locales, ante la ausencia de un parámetro nacional, proponemos establecer el porcentaje máximo en 0.5% del padrón de electores de la demarcación correspondiente. Recordemos que actualmente, en algunos estados, se está exigiendo hasta el 10% del padrón de electores, lo que consideramos francamente inadecuado.
  • Por cuanto al plazo se refiere, se establece un tiempo de entre 20 y 60 días para que los ciudadanos puedan reunir las firmas de apoyo, dependiendo de la cantidad de ciudadanos que figuren en la lista nominal de electores de esa demarcación en particular.
  • Se contempla que los candidatos independientes tengan acceso a tiempos de radio y televisión, así como al financiamiento tanto público como privado.
  • Y se establece la posibilidad de que los candidatos independientes puedan concurrir en candidatura común con partidos políticos, aún ya iniciada la campaña electoral.
  • En resumen, se hace más fácil ser candidato independiente, se eleva su nivel de competitividad y se asegura que puedan acceder a cargos de elección popular sin restricciones ni regulaciones excesivas o arbitrarias.

Partidos políticos y candidaturas independientes se equilibran y se complementan. Los partidos atemperan los impulsos autoritarios que suelen alojarse en algunos liderazgos individualistas, y, por otro lado, las candidaturas independientes corrigen la acumulación de poder en grupos cupulares, al interior de los partidos, que olvidan la misión servicial de la política.

El futuro de la democracia en México depende del buen funcionamiento de ambas partes: tantos ciudadanos en la política como sea posible y tantos partidos como sean necesarios.

El PAN demuestra con esta iniciativa que está del lado de los ciudadanos, lo que esperamos es apertura y apoyo de las demás fuerzas políticas.