Ciudad de México, a 24 de noviembre de 2017

El Partido Acción Nacional lamenta profundamente la decisión del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en torno a la elección de gobernador de Coahuila, según la cual, y a pesar de todas las evidencias, declaró que el priista Miguel Riquelme no rebasó los topes de campaña, por lo que no anuló la elección a pesar de la innegable intervención del gobierno de Rubén Moreira.

 

Esta resolución sienta un muy mal precedente sobre cómo se puede manipular una elección, violar la ley y pasar por encima de la voluntad de los ciudadanos sin que existan consecuencias para el responsable.

 

No obstante, el PAN señala que la instancia encargada de fiscalizar los gastos de campaña, el Instituto Nacional Electoral, en reiteradas ocasiones sostuvo el rebase de gastos de campaña del candidato del PRI, Miguel Riquelme. Por tanto, la resolución del TEPJF es lamentable.

 

Acción Nacional reitera al PRI que el próximo 1 de julio no solo se encontrarán nuevamente en la boleta, sino que otra vez le ganaremos la elección.