Ciudad de México, 6 de abril de 2019.

• A través de un nuevo modelo de capacitación de formación política humanista, se recobrará la identidad panista.

• Acción Nacional es la única opción política para defender el pluralismo, la democracia y la libertad del país.

Reencontrarse con la identidad panista y fortalecer los valores, para ser la fuerza de oposición que enfrente los retos del país, estableció Acción Nacional como principales premisas, en el nuevo Modelo de Capacitación de Formación Política Humanista por Competencias, que se implementará para defender la democracia y la libertad de México.

Ante integrantes del Consejo Nacional y de la Comisión Permanente, así como Secretarios de Capacitación de los 32 estados, el Consejero Nacional Vitalicio de Acción Nacional, Luis Felipe Bravo Mena, señaló que el reto no será fácil, pero indicó que el PAN es la única opción política en México para iniciar la lucha cultural, como hace 50 años, en los que se defiendan los valores y principios fundamentales del pluralismo, la democracia y la libertad.

Pero dejó claro que se requerirán activistas, ejércitos, cuadros, promotores, así como liderazgos convencidos y congruentes en su actuar, para eliminar los prejuicios del neopulismo que tanto daño le han hecho al país.

“Si no se hace nada, si no hacemos este esfuerzo de dar la batalla de esta manera, no podremos superar lo que enfrentamos, es más fácil separar un átomo que un prejuicio. La batalla cultural no es ajena al PAN, durante 50 años Acción Nacional dio la batalla y la ganó, con la defensa de la libertad política, económica, de los derechos humanos. Hoy enfrentamos un nuevo reto y hay que superarlo, ninguna expresión política más lo podrá hacer”, señaló.

La Secretaria Nacional de Formación y Capacitación del PAN, Margarita Martínez Fisher, aseguró que sin identidad, la política es activismo estéril, por lo que se requiere lograr la transformación profunda en todos los rincones del país, para contar con futuras generaciones que sirvan a México por el bien común, basados en el humanismo y la mística panista.

“Esta generación está llamada a defender nuestra democracia amenazada por un populismo autoritario. Nuestra generación logrará trascender en la medida que veamos más allá del horizonte de la coyuntura, cambiemos nuestra formación para cambiar a México”, expresó.

Aseguró que mediante el nuevo modelo de formación política se dará rumbo y sentido a las actividades y se proyectará con cada miembro del PAN una identidad sólida, la del respeto a la persona, la transparencia, la responsabilidad y la integridad, pero sobre todo, la de trabajar por el bien común, en el que la teoría se lleve a la práctica.

“Esa es la perspectiva de Acción Nacional: la política como medio, como instrumento para servir y construir el bien común. Abramos brecha, pavimentemos el camino por el que caminarán futuras generaciones de panistas para servir a México, transitemos a un modelo dinámico, moderno y digital”, expresó.

Informó que el modelo cuenta con una nueva perspectiva y metodología, que sin centralizar permita de manera subsidiaria cumplir objetivos entre todas las áreas y estructuras del PAN, con metas comunes y coordinadas para hacer un uso más eficiente de los recursos, con lo que cada militante, dirigente, consejero, gobernador o legislador proyecte la identidad de Acción Nacional.

Después de cinco años de suspensión, desde el 23 de marzo, Acción Nacional reinició la afiliación de nuevos militantes, donde se tiene previsto, durante el primer trimestre del 2019, impartir más de dos mil 300 talleres en 700 municipios.